En qué consiste la ecografía musculoesquelética

La ecografía musculoesquelética es una técnica de imagen a través de ultrasonidos, esto es, no invasiva e indolora. Gracias a ella validamos y analizamos la evolución de las lesiones en fisioterapia. ¿En qué áreas del cuerpo exactamente? Tanto en el miembro superior e inferior como en la región lumbopélvica del paciente. Es decir, realizamos un estudio en zona (el tobillo, la rodilla, las muñecas, manos, antebrazos, brazos, codos y hombros, por ejemplo) para visualizar el tejido ecográficamente y valorar su estado.

En nuestra clínica de fisioterapia contamos con esta herramienta que unida a nuestra formación específica en ecografía musculoesquelética nos ayuda a mejorar resultados. Nuestro objetivo: ¡conseguir tu mejoría o curación cuanto antes!

¿Para qué sirve la ecografía musculoesquelética y cuáles son sus beneficios?

A grandes rasgos podemos decir que la ecografía nos permite valorar con objetividad la evolución de las lesiones musculoesqueléticas. Además, cuenta con estas ventajas:

  • La más importante: aunque en fisioterapia no es diagnóstica, la ecografía nos sirve como método comparativo para evaluar las distintas etapas de manera rápida e inocua.
  • Con ella evaluamos la presencia de signos inflamatorios o degenerativos que se completa con la prueba con el eco-doppler de color.
  • Podemos analizar la presencia de neovascularización por su relación con las tendinopatías.
  • El desarrollo de sondas de alta frecuencia ofrece cada vez mayor resolución de imagen. Por tanto, aumenta la precisión.
  • Trabajamos sobre datos reales. Así tomamos decisiones basándonos en certezas y no sobre meras suposiciones e hipótesis.
  • Conocemos en tiempo real cómo evoluciona la lesión.
  • Para arrojar luz en problemas articulares, ligamentos, en músculos y tendones, entre otros, y detectar patologías.
  • La ecografía complementa la exploración física que realizamos los fisioterapeutas y cualquier otra prueba que se realice como la neuromodulación percutánea ecoguiada.

Tal y como imaginas los tratamientos aplicados son más efectivos y de mayor calidad. En consecuencia, los plazos de recuperación del paciente se acortan.

Cómo realizamos una ecografía musculo-esquelética

En las ecografías aplicadas a la fisioterapia el paciente permanece tumbado en la camilla y deja al descubierto el área afectada. A continuación, aplicamos gel para adaptar el transductor o sonda de ultrasonidos. Iremos moviéndonos y ejerciendo una ligera presión para explorar la zona. Así, obtenemos imágenes dinámicas en tiempo real en una pantalla y evaluamos la situación. Como ves, es una técnica totalmente segura.

Visítanos y descubre cómo podemos avanzar juntos en tu recuperación con ayuda de la ecografía musculoesquelética.

Reserva tu cita online de forma rápida y cómoda

Reserva tu cita online de forma rápida y cómoda

Contacta

No estamos en todo momento. Pero puede enviarnos un correo electrónico y nos pondremos en contacto con usted, lo antes posible.

¿No es legible? Recargar texto.